Expresando valores naturales – Diario fotográfico 2018 (15/11/2018)

Hombre mayor sentado, de espaldas, con hojas secas, de otoño, en primer plano

La muestra de valores humanos, es otro de los ingredientes que puede hacer muy expresiva una fotografía. La foto del diario que puse ayer, también sería una muestra de ello. Pero hoy mientras tomaba el descanso del trabajo, sentado en un banco del parque, al ver esas hojas caídas y la cabellera cana de ese señor de espaldas, pensé que era una buena manera de expresar el otoño. El otoño de la vida y de la naturaleza, que viene a ser lo mismo.

En el fondo se ven unas oficinas, personas desarrollando su trabajo, algo de lo que nuestro personaje principal parece ser distante. Y vaya por casualidad a la derecha se ve lo que parece ser la silueta de un fantasma. Y como digo, reconozco que ha sido pura casualidad. A un transeúnte que pasaba por esa zona el Sol le daba de lleno y sale la silueta quemada. Lo que me faltaba, para representar de algún modo los fantasmas que acosan al ser humano en estas etapas de cambio vital. A veces la suerte se pone de tu parte, y esto ha sido una estupenda sincronicidad

A la foto le he desaturado deliberadamente el color, porqué me pareció que estas tonalidades estaban más acordes con la idea que quería expresar. Podría haberla dejado directamente en blanco y negro. Es lo que suelo hacer cuando creo que el color no aporta nada, pero en este caso no quería perder los sepias y verdes pálidos de las hojas.

mi página:   https://tinyurl.com/web-dedaimiel
mi flickr:   https://tinyurl.com/flickr-dedaimiel
mi youtube:  https://tinyurl.com/youtube-dedaimiel
mi facebook: https://tinyurl.com/facebook-dedeaimiel

Model                   COOLPIX P7100
Shutter Speed           1/15 s
F-Number                f/8
ISO                     ISO 400
Exposure Bias Value     0.00 eV
Metering Mode           Center weighted average
Flash                   Off, Did not fire
Focal Length            37 mm
Date/Time Original      15/11/2018

Ganando con la distancia – Diario fotográfico 2018 (14/11/2018)

Mujer paseando por un parque, entre árboles y arbustos

Al igual que el uso de grandes angulares nos permite dar la sensación de cercanía y de involucrarnos de alguna forma en la escena, con el uso de teleobjetivos ocurre todo lo contrario, nos aleja de la escena, no sólo físicamente, si no que nos hacen ser solamente un observador imparcial.

Esta mañana veía paseando por el parque a esta mujer, con pinta de estar apesadumbrada, o al menos esa es la sensación que transmitía, pensativa, cabizbaja, y teléfono en mano. La foto la hice a una gran distancia y utilizando un teleobjetivo equivalente a 450mm. Esto me permite no molestar a la persona fotografiada y no formar parte en ningún modo de la escena.

Otra ventaja importante del uso de un teleobjetivo es que nos hace más sencillo simplificar nuestras imágenes, identificando fácilmente al objeto principal de la misma. Algo muy importante en una buena fotografía. Como ves en esta imagen el teleobjetivo comprime la perspectiva de tal forma que sólo la mujer aparece enfocada, el resto de los elementos, tanto los arbustos del primer plano como los arboles del fondo están desenfocados. Y evidentemente no estamos inventando nada nuevo. Como siempre la clave nos la dan los grandes maestros de la pintura, entre ellos Leonardo Da Vinci, que al hablar de la perspectiva en su “Tratado de la pintura” ya nos decía como una de las tres formas de conseguir la sensación de lejanía es la perspectiva menguante, o sea la perdida de determinación de los cuerpos en relación a las diversas distancias.

Creo que el uso del teleobjetivo en esta escena nos permite ver a la mujer aislada, en su mundo, con sus problemas, y que de esta forma, a pesar de la distancia, y contra lo que se pueda pensar, pues siempre se ha dicho que para hacer buenas fotos hay que acercarse al sujeto, en este caso, repito, creo que de esta forma ganamos fuerza expresiva.
mi página: https://tinyurl.com/web-dedaimiel
mi flickr: https://tinyurl.com/flickr-dedaimiel
mi youtube: https://tinyurl.com/youtube-dedaimiel
mi facebook: https://tinyurl.com/facebook-dedeaimiel

El hombre entre ficciones – Diario fotográfico 2018 (13/11/2018)

Foto de calle con una cabina telefónica en primer termino y la fachada de una iglesia al fondo.

Ayer ponían en la 2 de TVE la película de Woody Allen “Magia a la luz de la luna”. Evidentemente no es de las mejores películas de este director, pero hay una magnífica interpretación de Emma Stone y Colin Firth. Y a lo que iba, que en ella se plantea la necesidad del ser humano de creer en algo, más allá de lo racional y demostrable; incluso aunque sepa que no es cierto. Pero es que además resulta que esta cualidad de ser capaz de creer en las ficciones es lo que ha hecho que el Homo Sapiens sea la única especie de seres humanos que habitan actualmente el planeta, imponiéndose sobre otras especies de homínidos que en principio tenían más capacidad de sobrevivir. O al menos eso es lo que postulan algunos autores como Yuval Noha Harai en su obra Sapiens.

El hombre ha creado a lo largo de su historia muchas ficciones: religiones, banderas, fronteras, leyes, marcas comerciales, etc. Y esto es lo que le ha permitido progresar e imponerse a otras especies, pues esas ficciones lo habilitaban para actuar como un colectivo, y establecer vínculos entre personas que ni siquiera se conocen. Personas de diferentes nacionalidades, y procedencia social diversa, pueden colaborar por ejemplo en una “guerra santa” por la ficción de una salvación eterna. O alguien puede incluso ir a la guerra para salvaguardar los intereses y propiedades de otra persona que no conoce, pero con la que comparte la ficción de tener una misma bandera.

Habrá que concluir, como ocurre con Colin Firth en la película, que las ficciones son necesarias para ser lo que somos, y que se necesitan para tener un poco de cordura mental, aunque esto pueda parecer contradictorio para una mente racional.
Y como casi siempre me gusta citar a algún gran maestro, hoy le toca el turno a Saul Leiter, el pintor fotógrafo, que recogió el ambiente de las calles de Nueva York, a través de un uso muy personal del color, unos colores contundentes, así como el juego con las transparencias y los reflejos. En su obra “Early color”, obra imprescindible en la historia de la fotografía, da toda una clase maestra de uso del color. Pero ya hablaré en otra ocasión de este peculiar fotógrafo.

En la foto de hoy también resalta la contundencia de los colores, y juego algo con las transparencias, pero su contenido tiene más que ver con lo que era el tema principal de esta entrada y su propio título “El hombre entre ficciones”. Y como se suele decir: No doy más pistas.

Shutter Speed 1/250 s
F-Number f/8
ISO ISO 800
Exposure Bias Value 0.00 eV
Flash Off, Did not fire
Focal Length 250 mm
Date/Time Original 13/11/2018
mi página: https://tinyurl.com/web-dedaimiel
mi flickr: https://tinyurl.com/flickr-dedaimiel
mi youtube: https://tinyurl.com/youtube-dedaimiel
mi facebook: https://tinyurl.com/facebook-dedeaimiel

Cenital – Diario fotográfico 2018 (12/11/2018)

Plano cenital de dos personas cruzando una calle

Generalmente es bueno ver todo lo que nos acontece con cierta distancia, tanto lo bueno como  “lo malo”, o al menos lo que así calificamos en un principio. En el primer caso porque esto nos hace ser más humildes y en el segundo porque disminuye nuestros temores.

Al realizar esta mañana esta foto, desde un punto de vista muy elevado, como puede observase, me acordaba de ese famoso fragmento de video de Karl Sagan que casi seguro que conoces, pues ha sido muy difundido “Un punto pálido azul” pero que en cualquier caso te invito a visionar de nuevo, pues no es malo recordarlo. Seguro que si en estos momentos tienes algún problema, este video te hará verlo de una forma más ponderada.

Con esta foto no he podido llegar tan alto como el Voyager, pero también me vale para hacer una reflexión sobre el ser humano. Por cierto que ha este tipo de ángulo, en fotografía se le llama “cenital” y es muy usado en cinematografía. Y lo de cenital, pues ya sabes que viene de cenit, un término astronómico para designar el punto del hemisferio celeste situado sobre la vertical del observador, quizás por eso me acorde de Karl Sagan.

Shutter Speed         1/80 s
F-Number              f/4.5
ISO                   ISO 200
Exposure Bias Value   0.00 eV
Metering Mode         Pattern
Flash                 Off, Did not fire
Focal Length          63 mm
Date/Time Original    12/11/2018

mi página:   https://tinyurl.com/web-dedaimiel
mi flickr:   https://tinyurl.com/flickr-dedaimiel
mi youtube:  https://tinyurl.com/youtube-dedaimiel
mi facebook: https://tinyurl.com/facebook-dedeaimiel

 

Una ventana desde mi ventana – Diario fotográfico 2018 (11/11/2018)

Fotografía de una ventana vieja

Una ventana desde mi ventana

Para la foto de hoy no he tenido que esforzarme demasiado. Se trata de la ventana que veo desde la ventana de mi habitación. Y que me sirve de pretexto para hablar un poquito de la importancia que este elemento constructivo ha tenido en  la historia de la fotografía desde sus orígenes.

Hay que decir que por un lado puede considerarse como algo normal, y que puede ser debido a simplemente una cuestión práctica, pues podemos imaginarnos a  aquellos pioneros de la fotografía metidos en sus cuartos, o talleres, experimentando con cientos de productos químicos para conseguir captar y fijar la imagen sobre cualquier superficie. Y claro, ¿Qué era lo más cómodo? Pues obtener una imagen de lo que veían desde cualquier ventana de aquel recinto, sin tener que moverse.

Pero por otro lado no podemos obviar el componente poético  de una ventana. Situarse frente a una ventana puede interpretarse como una metáfora de la apertura de nuestro conocimiento hacia la vida.

Así podemos ver que la primera fotografía de la que se tiene constancia y que aún se conserva es la heliografía de Nicéphore Niépce  “Point de vue du Gras 1826-1827”. En esta imagen de Niépce podemos distinguir hasta tres marcos, ventanas o “frames”: el de una ventana como marco físico que nos muestra el exterior, el de la cámara como marco selectivo, dirigido por el fotógrafo y el de la imagen final como un marco de representación. De esta imagen sin embargo no nos consta ninguna referencia de que Niépce tuviera alguna pretensión estética o simbólica, sino que como dije antes, su motivo pudo ser meramente funcional, pues la imagen se registró desde la habitación contigua a su laboratorio.

Otro gran salto de la fotografía puede considerarse que se produjo con los calótipos de Henry Fox Talbot, que permitían por primera vez obtener un negativo de la imagen que luego podía reproducirse infinitas veces. Y que sorpresa. El primer negativo directo de la historia que se fijó de forma estable resulta que es una ventana tomada desde el interior de su residencia  de Lacock Abbey. Se trata de “Lattice window at Lacock Abbey, 1835”

Y si hablamos de ventanas, no podemos olvidarnos de uno de los mayores fotógrafos de todos los tiempos, del que ya he hablado en alguna ocasión, y del que continuare hablando en otras entradas.  Uno de los más grandes poetas visuales que han existido. El conocido como “poeta de Praga”. Sí, estoy hablando de Josef Sudek, y al tratar el tema de las ventanas, concretamente de su ciclo “Okno mého atelíeru” (La ventana de mi taller) realizada en un período muy convulso de la historia de Europa (1940-1954) y en la que Sudek se refugia en su taller de la calle Údjezd de Praga, para dejar de ser un fotógrafo y convertirse en un poeta, poeta visual, pero poeta al fin y al cabo. Aquí dejo un enlace a una de sus obras de este ciclo “La última rosa

Y por hoy, creo que lo dejamos ya, sobre todo por aquel que se haya leído esta entrada hasta el final, supongo que casi nadie. Y que ya puede estar algo agotado de tanta ventana. Sólo una poesía que creo que viene como anillo al dedo para poner punto y final, de un poeta también checo y coetáneo de Sudek: Reine María Rilke. Una poesía de su poema “Las Ventanas”:

¿No eres, acaso, nuestra geometría,

ventana, simplicísima forma

que sin esfuerzo circunscribes

nuestra vida enorme? (R.M. Rilke)

Y en cuanto a mi foto de hoy, estos son los datos. Y sólo decir, que para mí es una imagen, constante en mi día a día desde hace muchos años, pues como digo en el título es la ventana que veo desde mi ventana.

Shutter Speed         1/90 s
F-Number              f/19
ISO                   ISO 400
Exposure Bias Value   0.00 eV
Metering Mode         Pattern
Flash                 Off, Did not fire
Focal Length          200 mm

mi página:   https://tinyurl.com/web-dedaimiel

mi flickr:   https://tinyurl.com/flickr-dedaimiel

mi youtube:  https://tinyurl.com/youtube-dedaimiel

mi facebook: https://tinyurl.com/facebook-dedeaimiel