Visita virtual en 360 º a “Ardea Cinerea”

Pulsa sobre la imagen para acceder a la visita virtual.

Acabo de incorporar una nueva imagen en 360ª a mi galería. En este caso se trata de un tour en el que muestro la extraordinaria exposición pictórica “Ardea Cinerea” de Jesús Rodriguez de Guzman, que tiene lugar en la Casa de la Cultura de Daimiel del 15/12/2017 al 18/01/2018. Esta claro que no tiene nada que ver una visita virtual con el disfrute de las obras de arte presencialmente, pero al menos puede servir de consuelo para quién no haya podido visitarla.

Este es el enlace:

Visita virtual a la exposición “Ardena Cinerea”

Sobre la exposición me remito a lo que ya dije en su día:

La inauguración de una exposición es siempre un acto cultural de gran trascendencia, pero en algunos casos, como el presente, adquiere una relevancia especial. Se trata de la primera exposición individual de Jesús Rodríguez de Guzmán. Alguien que no sólo pinta, sino que tiene un talento especial, para dicha disciplina. Algo que se percibe nada más ver su obra. Jesús Rodríguez (Chechu) es de esos artistas que con una simple pincelada son capaces de plasmar un rayo de luz que ilumina todo un recinto. Que sabe captar el ambiente y la idiosincrasia de un paraje con unos pocos detalles. Una exposición muy recomendable, para conocer el buen hacer de este joven artista Daimieleño. ¡Veremos con qué nos sorprende!

Edición limitada de “Las heridas del tiempo” en venta.

"Las heridas del tiempo" de José Antonio Alcázar- Finalista en el concurso Caminos de Hierro (2016)

“Las heridas del tiempo” – Finalista en el concurso “Caminos de Hierro (2016)”

Pongo a la venta una edición limitada a sólo 20 obras de esta fotografía que os muestro “Las heridas del tiempo” que como sabéis ha sido finalista en el prestigioso concurso “Caminos de Hierro” en su última edición 2016-2017.

Las características de la obra impresa y enmarcada son las siguientes.

Tamaño: 80 cm. x 40 cm.

Soporte:papel HAHNEMÜHLE Fine Art Baryta. Se trata de un papel con un gramaje 325 gr/m2 de ,100% a-Celulosa, con una textura increible, que usa sulfato de bario en el recubrimiento para conseguir el brillo característico de los papeles baritados de la fotografía química. Un tipo de papel para el que fue concebida esta obra, y con la que fue presentada al concurso.

Enmarcado: La foto esta enmarcada con un discreto y elegante marco de aluminio negro de 7mm de ancho y 20 mm de profundidad, con trasera de refuerzo y cristal protector (en la foto podéis haceros una idea del aspecto final.).

Precio: 150 €. (Con portes incluidos para en España y Baleares, para otros destinos consultar)

Otras opciones: Si estás interesado en otros formatos o terminaciones házmelo saber a tienda@dedaimiel.es.

Con cada obra se entrega un certificado de autenticidad con el número de serie, que como indico está limitado a 20 obras.

Pedidos: Los pedidos pueden hacerse por correo, para confirmar la disponibilidad a tienda@dedaimiel.es

 

 

La exposición “Caminos de hierro” en Ciudad Real

Fotografía Las heridas del tiempo - Finalista "Caminos de Hierro 2016"

Las heridas del tiempo – Finalista “Caminos de Hierro 2016”

Os hago a todos extensiva la invitación de la fundación “Caminos de Hierro” a la  inauguración de la exposición itinerante que el próximo día 16 llega a Ciudad Real.

Como ya os informe en su día mi serie “Las heridas del tiempo” fue finalista en este prestigioso concurso, en el que se presentaron 2183 autores de 46 países.

Allí os espero. Y aquí tenéis la invitación.

La exposición fotográfica “Caminos de Hierro” visitará laEstación de ferrocarril de Ciudad Real del 16 de marzo al 16 de abril. En ella se podrán ver 43 fotografías originales y 136 digitales, elegidas entre las 5.045 fotografías presentadas por 2.183 autores de 46 países al 28º concurso.

La presentación de la exposición, en la que nos gustaría poder saludarte, tendrá lugar el próximo jueves 16 de marzo a las 12:00 horas.

La exposición continuará su itinerancia por los vestíbulos de las estaciones de Cáceres, Salamanca, Pontevedra, Oviedo, Vitoria,  Madrid, Barcelona y Logroño.

El itinerario completo, así como amplia información sobre el concurso se puede consultar en:www.caminosdehierro.es

Paisaje Natural – de la asociación fotográfica Villaleños

Vista de la sala de Exposiciones en el Museo Etnográfico

Vista de la sala de Exposiciones en el Museo Etnográfico

En el día de ayer compartí una jornada entrañable con el grupo fotográfico Villaleños, que tuvo a bien que fuera yo el presentador de esta, su primera exposición. Una exposición que en base a mi experiencia en este tipo de actos fue todo un éxito de público. Contando con una magnífica representación de la Corporación Municipal,  en las personas de la propia alcaldesa: Dña. Encarnación Medina Juárez, y del concejal de cultura D. Pedro Birriales Román. Hay que agradecer a ayuntamientos como el de Villarrubia de los Ojos, el hecho de dar tantas facilidades, para que espacios como en este caso, el Museo Etnográfico, se aprovechen para  realizar este tipo de eventos.

El grupo Villaleños surgió hace pocos meses y cuenta ya con casi 30 componentes, y un montón de proyectos, que se les amontonan, fruto del entusiasmo que sienten por la fotografía. Y que han decidido que una exposición quizás una buena manera de empezar y que se vaya cuajando la identidad del grupo. Aunque he de decir que también realizaron ya hace poco un curso de iniciación a la fotografía.

En estas ocasiones, cuando veo a gente, como es el caso de algunos de los miembros de este joven grupo, aunque hay algunos ya muy veteranos, no puedo dejar de maravillarme, por el hecho de que un invento que tuvo lugar hace ya más de 150 años siga levantando pasión en la gente. Que a pesar de todo lo que ha llovido: la fotografía digital, las redes sociales, las exposiciones virtuales, el 3d, etc. La gente sigamos quedándonos maravillados por esa maquinita, que nos permite  captar un momento de la existencia, un rincón de la naturaleza. Y yo diría más verlo después plasmado en un papel, que de alguna forma es algo que le da más consistencia que los efímeros pixeles de una pantalla. ¡Ójala y Nicéphore Niepce, Daguerre, Fox Talbot y tantos y tantos, que contribuyeron a la creación de lo que hoy conocemos como fotografía pudieran saber a cuanta gente han hecho feliz!

La exposición consta de unas cincuenta obras, tres o cuatro por cada uno de los miembros, y como puede suponerse, sobre todo en un grupo que está empezando, es muy variada en todos los sentidos, aunque con algo en común, el tema de la naturaleza.

El hecho de haber entre ellos algunos miembros que están comenzado, creo que le da cierta frescura a la exposición, se aprecia en muchas obras esa pasión inicial, en la que sólo hay ganas de apretar el botón del obturador, para ver lo que sale, y como se ve impresa, lejos de meditaciones sesudas sobre como componer mejor, o conseguir unos matices de color determinados. Esa pasión, que seguro sentían los primeros fotógrafos, los padres de la fotografía, como Niepce, que hacían sus fotos desde la ventana de su propio estudio, para no perder tiempo en ver el resultado.

Sólo puedo agradecer al grupo Villaleños, el que me invitaran a compartir con ellos de este evento, y felicitarlos por su trabajo, así como desearles que sigan disfrutando, y avanzando en el conocimiento de este apasionante mundo de la fotografía.

A todos los que podías os ánimo a que os deis una vuelta por el Museo Etnográfico de Villarrubia de los Ojos, para disfrutar de esta propuesta del este joven grupo fotográfico, con la que seguro disfrutaréis.

Vídeo del grupo Eñe- Tvi Mancha, realizado durante el acto de la inauguración.

Foto de grupo durante la inauguración de la Exposición "Paisaje Natural" del grupo Villaleños.

Foto de grupo durante la inauguración de la Exposición “Paisaje Natural” del grupo Villaleños.

 

Cartel de la exposición "Paisaje Natural" del grupo Villaleños

Cartel de la exposición “Paisaje Natural” del grupo Villaleños

Información de interés:

Lugar de la exposición: Museo Etnográfico de Villarrubia de los Ojos. –  Avda. Cristo Rey 35 – Tf. 926 26 69 39

Inauguración: 4 de febrero de 2017 a las 12:00 h.

Horarios:

Del 7 al 11 de Febrero de 9:00h a 15:00h

Del 14 al 19 de Febrero de 9:00 h a 15:00 h y de 17:00 H A 20:00 H

Mi visita a la exposición de Bruce Davidson

USA. New York City. 1959. Brooklyn Gang. Coney Island. Kathy fixing her hair in a cigarette machine mirror.

USA. New York City. 1959. Brooklyn Gang. Coney Island. Kathy fixing her hair in a cigarette machine mirror. © Bruce Davidson/Magnum Photos

Encontré mi camino en la vida a través de la lente de la cámara. La usé para plasmar mis sentimientos sobre el mundo. Todavía lo hagoBruce Davidson

Aunque por los pelos, pues la exposición fue clausurada el pasado día 15, tuve la oportunidad de disfrutar la semana pasada, de esta gran colección de imágenes del gran maestro Bruce Davidson, gracias a la Fundación Mapfre que las ha expuesto en su sala Bárbara de Braganza del 22 de septiembre de 2016 al 15  de febrero de 2017.

Poco que decir de este gran fotógrafo estadounidense, que fue miembro de Magnum Photos, y que nos dejó una gran cantidad de imágenes a través de sus series fotográficas en las que nos mostraba el mundo con su estilo personal y directo. Pero si no lo conoces, o quieres saber algo más sobre su biografía o su obra, al final poco algunos enlaces que te pueden ser de ayuda.

Bruce Davidson es uno de esos fotógrafos para los que la fotografía es una forma de vida, una vida que nos muestra a través de lo que conoce, de lo que vive, y con un gran contenido de poesía. En palabras del comisario de la exposición Francesco Zenot, se trata de alguien que es “primero ser humano, luego fotógrafo”.

En la exposición nos muestran doce de sus series más emblemáticas de sus 50 años de carrera. Pues Davidson trabajaba principalmente en series. Y cada serie era fruto de un producto de investigación, de una etapa de su vida, de unas vivencias. En total 190 imágenes realizadas entre 1955 y 2013, muchas de ellas de trabajos realizados para la Agencia Magnum, y algunas como las series de naturaleza que nunca habían sido expuestas.

Es difícil destacar una de las series, si no es por el mayor o menor interés que el tema pueda despertar en el espectador. A mí particularmente me gustaron sobre todo la de “Los Wall” (su primera serie), “La Viuda de Montmartre” (muy influida por haber conocido el trabajo de Henri Cartier-Bresson), y como no, su mítica “Calle 100 Este” que es probablemente su proyecto más conocido y que tuvo una gran influencia en la fotografía de la época, tras ser expuesto en el Museum of Modern Art de Nueva York.  Pero he que decir que una que me sorprendió en gran manera, en parte porque no la conocía, y en parte porque estaba realizada en nuestro país, fue la que realizo en Málaga y Almería cuando estuvo cubriendo el rodaje de la película “Mando perdido”. Y digo en parte,  porque no sólo es por eso, sino por su capacidad para en unas pocas imágenes captar el ambiente general de la mayoría de los pueblos de España en esa época. Y además haciendo alarde de unas dotes sorprendentes para la composición.

Lamentablemente no he sido capaz de encontrar en Internet, para poneros el enlace, a un par de fotografías, de las realizadas en España, que me encantaron en lo que se refiere a la composición y el momento. Pero en lo que a composición y expresión se refiere, la imagen que pongo al principio “Cathy by cigarette machine” correspondiente a la serie de las bandas callejeras de Brooklyn, no tiene desperdicio. Una imagen que es toda una lección de fotografía, y sobre la que se podría escribir muchas páginas.

En resumidas cuentas, una exposición increíble, sobre un fotógrafo cuyas imágenes  no dejan a nadie indiferente, en las que como todos los grandes maestros sabe mostrarnos la espectacularidad de lo cotidiano, con imágenes sencillas al menos a primera vista, y que esconden un tesoro cuando aprendes a mirarlas.

Algunos enlaces al autor y a su obra.

El microsite de Mapfre sobre la exposición

Bruce Davidson en Magnun

Sobre la exposición en rtve

Biografía, obra y artículos en Artsy.net (En inglés)

Visita a la exposición de Hiroshi Sugimoto.

Lobos de Alaska, 1994, Impresión a la gelatina de plata © Hiroshi Sugimoto

Lobos de Alaska, 1994, Impresión a la gelatina de plata © Hiroshi Sugimoto

Tenía muchas ganas de ver en directo algún trabajo de Hiroshi Sugimoto, pues es un autor al que muchas veces se hace referencia en revistas y libros de fotografía, sobre todo en ensayos y tesis que tratan sobre la experimentación y caminos alternativos de la imagen fotográfica. Y ayer tuve la oportunidad de hacerlo gracias a la exposición que sobre este autor nos presenta la Fundación Maphre en su sala de la calle Recoletos de Madrid.

Para quien no lo conozca, Hiroshi Sugimoto, es un fotógrafo japonés, nacido en Tokio en 1948, aunque afincado desde hace bastante tiempo en Nueva York. Su fotografía podemos calificarla de conceptual y experimental, al mismo tiempo que se caracteriza por una gran habilidad y perfección técnica, conseguida con unos procesos muy minuciosos, que comienzan la mayoría de las veces con tomas en una cámara de gran formato 8×10 y unas larguísimas exposiciones.

La exposición está compuesta de las cinco grandes series de Sugimoto: Seascapes (Paisajes marinos), en la que autor se plantea qué vio el primer ser humano cuando cuando se puso en pie y miró al mar. Protraits (Retratos), fotografías de estudio de personalidades históricas en las que resulta difícil darse cuenta del engaño que esconden, pues se trata de figuras modeladas en cera. Theaters (Cines), fotografias de larga exposición en las que se recoge en un único fotograma una representación o proyección completa de una obra, siendo la iluminación de la pantalla la única que hay en la escena. Dioramas, fotografías de paisajes prehistóricos tomadas la mayoría en el Museo de Historia Natural de Nueva York, pero en las que no se aprecia nada relacionado con la instalación del museo, para dar la impresión de una foto tomada en su entorno natural. Lightining Fields (Campos de relámpagos), serie en la que se muestra los efectos de las descargas eléctricas en una película negativa, produciendo figuras de gran belleza que sugieren paisajes y abstracciones.

Me ha sorprendido de esta exposición el tamaño de las copias, pues siempre  imagine estas obras en un formato pequeño, y todas ellas, sin embargo, están realizadas en un formato gigante de seguramente casi dos metros de lado. Y lo que no me ha sorprendido tanto, y que he podido constatar, es la gran calidad técnica de todas las imágenes, impresas en gelatina de plata y con una riqueza tonal impresionante.

En cuanto a la instalación, como siempre, sigo pensando que esta sala de la fundación Maphre es de las mejores existentes actualmente en Madrid, que ya es decir, para realizar exposiciones fotográficas, con una iluminación supercuidada, yo diría que casi perfecta, que permite contemplar las imágenes con todos sus detalles desde cualquier ángulo, y sin ningún tipo de reflejos, algo que no es tarea fácil si pensamos que, como es el caso, todas las obras están enmarcadas con un cristal parcialmente separado de la imagen.

Los detalles de la exposición, e incluso la posibilidad de una visita virtual los tienes en este enlace de la web de  Mapfre

 

La subversión de la realidad.

Portada de la publicación

Portada de la publicación

Esta semana, azarosamente, caía en mis manos este catálogo de una exposición fotográfica que tuvo lugar en la Sala Millares de octubre de 2001 a enero de 2002.

Me resultó interesante el título del mismo “La subversión de la realidad” un tema sobre el que leído, reflexionado y escrito en numerosas ocasiones, la mayoría de ellas teniendo siempre presente el legado fotográfico y bibliográfico de Joan Fontcuberta, el gran referente en estas cuestiones. Pero a pesar de ello no conocía esta publicación, en la  que bajo este tema, se presenta el trabajo de 5 fotógrafos españoles a saber: Isabel Flores, Aitor Ortiz, Ángel Marcos, Vari Caramés, y Martí Llorens.

En sus trabajos, cada uno desde perspectivas muy diferentes, nos presentan un escenario en el que las imágenes prescinden voluntariamente de la veracidad que parece ir indisolublemente unida al hecho fotográfica. Cuesta encontrar la forma en la que cada uno de ellos ha subvertido la realidad, para convertir a las imágenes en un mero punto de partida, a partir del cual, recrear situaciones imaginarías, fantasías, sueños, etc.

(c) Isabel Flores

El trabajo de Isabel Flores es quizás el más poético, a través de sus imágenes, en formato de libro de aventuras, nos hace quedar inmersos y casi naufragar con ella en una aventura fantástica al más puro estilo de las novelas de Melville, Poe, o Stevenson. Qué pena que en la publicación aparezcan las imágenes a un tamaño demasiado pequeño, pero buscando en Internet puedes ver parte de ellas, y realmente merece la pena.

(c) Aitor Ortiz

 

En las “Destructuras” de Aitor Ortiz es quizás más difícil ver donde está la trampa que esconden sus imágenes. En principio todas ellas son extremadamente reales. Pero al mismo tiempo nos damos cuenta que esconden algo inquietante. Sus edificios son más bien partes de una realidad fragmentada, son como objetos abstractos, descontextualizados, que parecen tener una justificación existencial por sí mismos, sin necesidad ni siquiera del hombre, que nunca está presente en sus imágenes.

 

(c) Ángel Marcos

Ángel Marcos nos presenta escenas de la vida cotidiana pero en la que los actores nos son mostrados desde otros puntos de vista utilizando para ello generalmente una pantalla, a la que los propios actores suelen ser ajenos. Toda una metáfora visual para hacernos reflexionar.

 

 

 

 

Vari Caramés

La sensación que tienes al ver el trabajo de Vari Caramés es la de estar viendo una acuarela más que una fotografía, su obra tiene una gran plasticidad y un colorido precioso. Pero aparte de la estética, sus imágenes nos hacen plantearnos el paso del tiempo, y la congelación del mismo que es parte integrante de cada captura fotográfica, así como de las distintas formas de ver ese devenir temporal por nuestros sentidos y por la cámara fotográfica

 

(c) Martí Llorens

El montaje de Martí Llorens es un engaño al más puro estilo Fontcuberta. Sus imágenes nos muestran supuestas escenas de la guerra civil española. Fotografías que los milicianos enviaban a sus familias y amigos, todas ellas fechadas y con la anotación de los comentarios que aparecían al dorso. Su apariencia de realidad es asombrosa. Pero cuando llegas al final descubres que todo es una farsa, y que las fotografías proceden del rodaje de la película “Libertarias” rodada en el verano de 1996.

 

Por lo que veo, y es habitual en este tipo de publicaciones, el libro está agotado, y es casi seguro que no habrá nuevas ediciones, pues como decía se trata del catálogo de una exposición de hace varios años. Pero puede encontrarse en bibliotecas, como la Biblioteca Pública de Ciudad Real.

DATOS DEL LIBRO
  • Nº de páginas: 116 págs.
  • Encuadernación: Tapa blanda
  • Editorial: MINISTERIO DE EDUCACION Y CIENCIA C
  • Lengua: Castellano
  • ISBN: 84-369-3496-2

Publicado el catálogo del concurso fotográfico “Caminos de Hierro”

Portada del catálogo

Portada del catálogo

Me comunicaban hace unos días la publicación del catálogo correspondiente a la 28º edicción del concurso fotográfico Caminos de Hierro, en la que como ya sabéis tuve una obra como finalista. Este es el texto integro de la comunicación oficial de la publicación del catálogo por si a alguien le interesa.

Publicado el catálogo del concurso fotográfico

“Caminos de Hierro”

Incluye las obras de la exposición que recorrerá 19 estaciones de ferrocarril

Las fotografías fueron seleccionadas entre más 5.000 presentadas por 2.000 fotógrafos de 46 países

Este año el concurso celebra su 28ª edición

 

La Fundación de los Ferrocarriles Españoles presenta el catálogo de la exposición itinerante del 28º concurso fotográfico “Caminos de Hierro”, donde se muestran 43 obras de 43 autores, seleccionadas entre las 5.045 presentadas por 2.183 autores de 46 países. Incluye también un texto de la artista, pintora, poeta y fotógrafa española Ouka Leele.

La exposición visitará hasta enero de 2018 las estaciones de Mérida, Valladolid, Santander, Bilbao, Zaragoza, Girona, Valencia, Murcia, Granada, Cádiz, Ciudad Real, Cáceres, Salamanca, Pontevedra, Oviedo, Vitoria, Logroño, Barcelona y Madrid (ver recorrido completo en www.caminosdehierro.es). Según estimaciones realizadas,  por la anterior exposición itinerante pasaron más de 5,5 millones de viajeros. Esta iniciativa se hace en colaboración con Adif (Administrador de Infraestructuras Ferroviarias).

El concurso fotográfico “Caminos de Hierro es una fuente de inspiración y creatividad para todos los amantes del tren y de la fotografía, como lo demuestran las 75.305 fotografías de 33.404 fotógrafos recibidas desde 1986, provenientes de todos los puntos del globo. Entre todas ellas, se han premiado 370 y seleccionado otras 2.386, con las que se han realizado exposiciones que han recorrido más de 380 estaciones. La dotación económica de este certamen es una de las mayores del panorama fotográfico, con 16.000 euros en premios.

 

Colección “Caminos de Hierro”

64 páginas – PVP: 12 €

ISBN: 978-84-943462-7-9

publicaciones

catalogo

 

Exposición de Julia Margaret Cameron

Julia Margaret Cameron

Julia Margaret Cameron

“Aspiro a ennoblecer la Fotografía, a darle el tenor y los usos propios de las Bellas Artes, combinando lo real y lo ideal, sin que la devoción por la poesía y la belleza sacrifique en nada la verdad” (Julia Margaret Cameron a Sir John Herschel, 31 de diciembre de 1864)

La fundación Mapfre nos está acostumbrando últimamente a traernos las mejores exposiciones fotográficas que pasan por nuestro país. En este caso en su sala de Bárbara de Braganza nos acerca a la gran fotógrafa Julia Margaret Cameron.

En la exposición, y a través de más de 100 fotos, se nos muestra un amplio espectro de lo que fue todo su recorrido fotográfico, e incluso personal, con algunas anotaciones de sus diarios y correspondencia personal.

Julia Margaret Cameron, no nos engañemos, fue muy criticada en su época, para muchos nunca fue considerada una gran fotógrafa, en gran parte por su aparente dejadez con los aspectos técnicos, el desenfoque de sus retratos, que ella reivindicaba como un afán de captar lo importante y no entretenerse con lo superfluo, incluso sus negativos rallados, arañados, con motas, etc. Pero el caso es que todos esos defectos, ¡ lo que hace el paso del tiempo !, hoy se ven como un punto de modernidad, y como una visión avanzada para su tiempo.

En cualquier caso, y dejando atrás las polémicas, si tienes la oportunidad de visitarla, creo que esta es una exposición ineludible para cualquier amante de la fotografía. Yo sólo pude dedicarle un par de horas, pero te aconsejo vayas sin prisas. Sus retratos, genero en el que destaca por encima de los demás, están llenos de fuerza expresiva, y sólo en algunos de ellos podrías pasarte horas.

Información práctica:

Fundación Maphre

Sala de exposiciones Bárbara de Braganza

C/ Barbara de Braganza, 13 – Madrid

Fechas: Del 17 de marzo al 15 de mayo de 2016

Página web de la exposición: https://www.fundacionmapfre.org/fundacion/es_es/cultura-historia/nuestras-salas/barbara-braganza/

 

 

 

“Un horizonte falso” de Garcia-Alix

Vista de la imagen de entrada a la Exposición "Un horizonte falso"

Vista de la imagen de entrada a la Exposición “Un horizonte falso”

Ayer, jueves (26/2/2016), aprovechando un viaje a Madrid para recoger fotos de una exposición, y dejar otras para un concurso, en el que he sido preseleccionado. Me di una vuelta por las exposiciones temporales, tanto fotográficas como pictóricas, que en estos momentos hay en la capital. Imposible verlas todas, habrá que volver otro día, pues en estos momentos hay muchas  y de gran interés. Empiezo dando cuenta con una de las que más me impresionaron. Ya iré dando cuenta del resto, en otras entradas.

Se trata de la exposición “Un horizonte falso” de nuestro Premio Nacional de Fotografía Alberto García-Alix. No es la primera exposición suya que veo y que comento. En septiembre de 2014 expuso su colección “Autorretrato” en el Círculo de Bellas Artes de Madrid. Aquí está el  enlace a la entrada que hice sobre mi visita.

En este caso, y aunque siempre en su estilo de fotografía intimista y en cierto modo autobiográfica Garcia-Alix nos muestra una serie de imágenes impactantes, como flashes, abstracciones sacadas de sus vivencias, llenas de luces y sombras, y con las que  nos introduce en su universo fotográfico, un universo, que según él, tiene un horizonte falso. Y es que la fotografía estará siempre jugando con esa doble dualidad de la verdad y la ficción. Al fin y al cabo es para lo que ha sido creada, y como diría Fontcuberta no sabe hacer otra cosa que mentir.

Tengo que decir que me encanta Garcia-Alix. Es uno de los fotógrafos para los que la fotografía sigue siendo poesía, el mismo lo dice: “Para mí, la fotografía es poesía visual”; y compromiso “Fotografiar exige un paso al frente. Posicionarse frente a lo que se mira. También mirarse”.

Fiel a sí mismo y a su forma de entender la fotografía sigue utilizando exclusivamente la fotografía química, con su Hasselblad de 6×6, que le fuerza a ese formato cuadrado siempre presente en su obra. Y por lo pronto parece que no piensa pasarse a digital pues según manifiesta: “Lo digital es un cuarto de juguetes, es lo que llamo el capitalismo de la imagen, porque falsifica las emociones, y me quita la fe, a mí que soy un eterno  insatisfecho”

La exposición consta de un video y más de ochenta fotografías, por supuesto en blanco y negro, como todas sus fotos. En el video, y a través de su propia voz, nos introduce en los grandes bloques de los  que se compone la exposición: “retratos”, “supervivientes y caídos”, “motos”, …

Pienso que es una de esas exposiciones de imprescindible visita para cualquier amante de la fotografía. Cada una de las fotos te sobrepasa, y podrías quedarte horas sólo con ella, pensando en todo lo que esconde detrás. Y qué decir de la calidad técnica, de esos tonos desde el negro profundo hasta el blanco puro con una gama increíble de grises, con ese grano inigualable de la fotografía química, que los que hemos pasado muchas horas en el laboratorio casi podemos oler. Toda una delicatessen.
Aquí dejo un par de enlaces interesantes sobre la exposición:

Website de la exposición en la página de Tabacalera.

Artículo sobre la exposición en “El Pais”.

Reseña de la exposición en el diario 20 minutos.